Feeds:
Entradas
Comentarios

Archive for the ‘JAPON’ Category

Nuestro vuelo de Osaka a Manila es al mediodía así que ya por la mañana nos vamos hacia el aeropuerto con tiempo suficiente. Al facturar el equipaje nos piden que enseñemos nuestro vuelo de salida de Filipinas, según la ley de Filipinas para volar al país hay que demostrar que se tiene la forma también de salir así que no cabe posibilidad de ir allí y luego buscar la manera de irte. Por suerte, para evitar que el precio del vuelo Manila- Singapur subiera de precio, ya lo hemos comprado, sino nos hubieran permitido subir al avión hacia Manila. El aeropuerto de Osaka tienen un trenecito que te lleva hasta tu puerta de embarque, eso sí que es servicio.

Japon es friki de narices jeje

Japón es un país magnífico que aunque caro, vale la pena por cada yen que pagas, hay que ir como mínimo una vez en la vida para verlo: a puntualidad de los transportes,
la disciplina de la gente, los lugares impecablemente limpios, el gran sentido del honor y el deber, la honradez, las reverencias, la tradición, la veneración a los antepasados,…

Nos han quedado por ver muchos lugares: la encantadora isla de Hokkaido en el norte, Takayama en los Alpes japoneses, Nikko y sus templos cerca de Tokyo, el impresionante castillo de Himeji, Beppu y Aso con sus fuentes termales, el templo de Miyajima cerca de Hiroshima, la interesante ciudad de Nagasaki y la paradisíaca isla de Okinawa en el sur. Pero siempre hay que dejar cosas para poder volver.

En Japón no sé si por la ubicación geográfica o por qué motivo, la luz es

En Japón no sé si por la ubicación geográfica o por qué motivo, la luz es diferente

diferente, es de un color blanco radiante y los atardeceres siempre mágicos donde el cielo se tiñe de un romántico rosa. Desde los grandes ventanales del aeropuerto vemos nuestra última puesta de sol en Japón, un dulce final que se unirá a nuestro buen recuerdo del país nipón.

Seguro que Filipinas esconde muchos encantos por descubrir pero también supone un pasó atrás en desarrollo y comodidades, lo que siempre resulta más difícil que si fuera al contrario. Ahora vendrán seguro aventuras y desventuras, gente sencilla y maravillosa y paisajes de película. Filipinas nos espera!

Después de unas nada tranquilizadoras turbulencias, llegamos a Manila y otro mundo se muestra ante nuestros ojos, en el camino del aeropuerto al centro de la ciudad vemos un montón de prostíbulos y en las calles cerca de nuestro albergue se respira un ambiente inseguro. Nos alojamos en el Friendly’s guesthouse en la zona de Melaka, cutre y sucio pero ya lo habíamos reservado y es por sólo una noche, lejos quedan los días en la India donde nos endurecimos y acostumbramos a lo que fuera, todo se me hace extraño y pesado a la vez, necesito unos días para adaptarme a la nueva situación, sólo eso.

Asi decoran a los moviles en Japon 🙂

Anuncios

Read Full Post »

Nos enfundamos las bambas, compramos el bono diario de transporte por

detras se ve el castillo de Osaka

8,50€/pax y nos disponemos a ver al máximo la ciudad. Empezamos por el castillo de Osaka de bonitos tejados de color turquesa y dorado, rodeado de lindos jardines y un enorme foso. Luego nos dirigimos a la zona de Shi-Sekai con su característica torre Tsutenkaku y su mercado donde destacan las divertidas esculturas que sobresalen de las fachadas de las tiendas. Desde allí hacia arriba empieza la conocida calle Nipponbashi Den-Den donde se ubican muchas tiendas de electrónica con buenos precios (sobretodo en TV de plasma) y oportunidades para conocer las últimas novedades tecnológicas del mercado, muchas de ellas ni llegarán a España.

destacan las divertidas esculturas

la calle Shinsaibashisuji es una interminable galería comercial que se une a otras muchas creando un entramado de kms y kms de tiendas

Nos desplazamos a la calle comercial de Matsuyamachisuji, famosa por la gran cantidad de tiendas de juguetes y pirotecnia pero no es demasiado interesante. El vedadero núcleo comercial de Osaka se encuentra en los alrededores de la estación de Namba, la calle Shinsaibashisuji es una interminable galería comercial que se une a otras muchas creando un entramado de kms y kms de tiendas. Cerca, el barrio de Amerika-mura es el más alternativo, con orginales locales y tiendas con ropa estrafalaria. En el extremo sur de Shinsaibashisuji se encuentra la zona de Dotombori conocida por ser el centro del ocio nocturno y su gran variedad de restaurantes. Entre las muchas ofertas gastronómicas destaca su típico takoyaki (bolas de pan y pulpo fritas). Si no se va a cenar también es un agradable paseo nocturno junto al rio con edificios de fachadas llenas de enormes anuncios luminosos.

Si no se va a cenar también es un agradable paseo nocturno junto al rio con edificios de fachadas llenas de enormes anuncios luminosos

Read Full Post »

Japon es un país que me encanta pero debo decir que hay dos cosas que

el piso parece un campamento

mejoraría: el excesivo precio de la fruta y lo difícil que resulta encontrar una dirección. Después de una noche en bus sin prácticamente dormir nos dirigimos cargados con las pesadas mochilas y la energías menguadas a casa de nuestro anfitrión, Craig, un chico inglés que lleva viviendo 10 años en Japón trabajando en el sector de las academias de idiomas. Al llegar nos encontramos que dormiremos con otras 7 personas más acogidas, el piso parece un campamento, hay sacos de dormir y futones extendidos por todo el suelo, los dueños no están porque están trabajando, la casa está abierta y disponible todo el día para los huéspedes.

Conocemos a Nora y Laura, dos simpáticas berlinesas

vamos a cenar con ellas a un restaurante de sushi

Conocemos a Nora y Laura, dos simpáticas berlinesas y vamos a cenar con ellas a un restaurante de sushi donde van pasando los platitos por una cinta giratoria, a diferencia de España donde normalmente es buffet aquí pagas por el nº de platos que comes. Conocemos a Craig y su compañero de piso Mark, quienes nos hablan de su vida aquí y nos dan consejos de lugares a visitar en la ciudad. Estamos hasta tarde charlando todos juntos sobre la vida y los viajes.

Read Full Post »

Hoy se celebran varios festivales en la ciudad. El de la zona de Harajuku

actúan grupos vestidos al más estilo tradicional

consiste en una exhibición de bailes japoneses en varios escenarios que han instalado alrededor del parque de Yoyogi-koen donde actúan grupos vestidos al más estilo tradicional: con trajes de colores vivos, kimonos, abanicos, paraguas, farolillos,… es muy vistoso. Algunos grupos tienen casi un centenar debailarines, todos sobre el escenario, haciendo la coreografía al unísono. Muchos de los participantes son señoras mayor es que salen con gran ilusión y una energía asombrosa.


pose para la camara de un grupo de bailarines

el Festival Asakusa Samba

El otro festival tiene lugar en la zona de Asakusa donde el carnaval ocupa por un día las calles de Tokyo. Grupos de samba de todo Japón y procedentes incluso de Brasil participan en el Festival Asakusa Samba. La tradición se debe a que en Brasil se encuentra la mayor colonia de emigrantes japoneses (1,5 millones) cuyos antepasados partieron hacia allí a principios del s.XX huyendo de la crisis para trabajar en el sector cafetero. El hecho de que la comparsa ganadora del concurso de Rio acuda al evento y el gran nivel de las bailarinas, verdaderas profesionales, demuestra la importancia del evento. Miles de personas asistimos y disfrutamos de tanto ritmo y elegancia. Nos gustó especialmente los detalles de los vestidos y los originales temas de las carrozas y sus comparsas.

el Festival Asakusa Samba

el Festival Asakusa Samba

Volvemos al piso de Neil y Tailor a recoger nuestro equipaje pero se han olvidado de dejarnos la llave en el buzón y tenemos que esperarles. Llegan a las 20:30h, nuestro bus sale en una hora, tan sentidos que nos pagan un taxi a la estación de metro pero de ahí tenemos 17 paradas y cruzar toda la estación de Shinjuku, la principal de Tokyo.  Al llegar a Shinjuku hemos preguntado a un señor hacia donde era la estación de bus, ha mirado su reloj y la hora que marcaba en nuestro billete, nos ha mirado con cara de asombro, faltaban 3 minutos para que saliera nuestro autobús. Hemos corrido los 1000m que separaban una estación de otra en un tiempo record, cargados con nuestras mochilas y acompañados en parte del trayecto por el hombre que no podía con su alma hasta que veíamos la estación a lo lejos y nos la ha señalado. A escasos metros a Javi se le rompe la correa de la mochila y yo me adelanto en spring con mi último aliento, pasaban 3 minutos de la hora pero el autobús estaba allí milagrosamente esperándonos, con todos sentados puntualmente en su asiento. Mientras salimos de Tokyo contemplo por la ventana como si quisiera retener en mi mente el recuerdo de esa ciudad frenética y excitante que me había cautivado.

el Festival Asakusa Samba

Read Full Post »

Vamos a ver los jardines imperiales donde se encuentra el castillo de Edo,

la torre de Tokyo

luego nos desplazamos hasta la torre de Tokyo para fotografiar esta enorme torre de telecomunicaciones icono de la ciudad. El Mercado de Tsukiji es el mercado de pescado más grande de Japón, a parte de las grandes y variadas piezas es interesante asistir a la subasta que hacen muy temprano por la mañana. Al mediodía está cerrado así que no podemos entrar pero vemos los alrededores llenos de puestos de pesaca salada y los numerosos restaurantes de sushi donde lo sirven realmente fresco, el paraíso de los amantes de este manjar. Aunque cuando pensemos en Japon nos venga a la mente el sushi, es un plato exclusivo que no está muy presente en la dieta diaria del ciudadano de a pie porque su precio no es demasiado asequible.

¿Quién necesita tele teniendo el cruce de Shibuya?

Shibuya es una céntrica zona de comercios con mucha afluencia de gente y es

la estatua de bronce de Hachiko

famoso especialmente su cruce de calles delante de la estación de tren, característico por la gran cantidad de gente que transita y los muchos pasos de cebra que confluyen y cuyos semáforos se abren a la vez, una especie de estrella donde cientos de personas se cruzan con maestría a un ritmo frenético. Este lugar fue el escenario de una hermosa historia de una fiel mascota, Hachiko, que fue un perro que acudía cada día a esperar s su dueño el Dr. Eisaburo Ueno (profesor de la Universidad de Tokyo) a la estación de trenes de Shibuya cada día cuando volvía del trabajo. El Dr. Ueno falleció pero Hachiko siguió yendo diariamente a buscarlo durante los 10 años siguientes hasta que el animal murió en mayo de 1925, una estatua de bronce se erige allí en su recuerdo.

Al norte de Shibuya encontramos Omotesando, la zona de las tiendas de lujo en edificios impresionantes y con fachadas que derrochan glamour. A continuación llegamos a Harajuku, el barrio de las famosas “Harajuku girls”, chicas que se visten de personajes manga y se reúnen en esta zona especialmente los fines de semana. Es curioso entrar en las tiendas para ellas con ropa estrambótica, peluquerías con pelucas y caracterización. En la Tienda Johnny’s para comprar fotos de famosos, miles de fotos.

En la Tienda Johnny's para comprar fotos de famosos, miles de fotos

En Shinjuku la afluencia a última hora de la tarde es increible, gente saliendo

unas magníficas vistas de la ciudad, vamos al anochecer y todas las luces están encendidas

de las oficinas, vemos un concurso de canción con aficiones aninmando a los cantantes. La torre del Tokyo Metropolitan Government se puede subir de forma gratuita hasta la planta 45 desde donde se disfruta de unas magníficas vistas de la ciudad, vamos al anochecer y todas las luces están encendidas.

Read Full Post »

Volvemos a cambiar de piso, esta vez en la zona de Ikebukuro donde nos

Neil, un chico filipino crecido en USA y su compañera de piso, Taylor, una alegre californiana

acogerá Neil, un chico filipino crecido en USA y su compañera de piso, Taylor, una alegre californiana, ambos profesores de inglés. Nos explican que están encantados de vivir en un país donde todo funciona a la perfección y son tan respetuosos pero que se alegran de no tener un horario de trabajo japonés con eternas jornadas laborales. Además los japoneses no pueden rechazar la invitación del jefe para tomar copas después del trabajo hasta las tantas, es más, si el jefe se emborracha ellos están obligados a hacerlo también por respeto, eso sí, al día siguiente cumpliendo yendo a trabajar bien temprano y así cada día, no tienen casi tiempo libre, todo es trabajo y deber con la empresa.

festival "Otsuka Awa-dori", un festival tradicional de danza

Hoy se celebra el festival “Otsuka Awa-dori”, un festival tradicional de danza con un gran desfile perfectamente sincronizado, miles de bailarines agrupados en diferentes comparsan presididas por un estandarte con farollilos donde aparece el nombre del grupo y muy separadas unas de otras cumpliendo el horario exacto de paso según el programa. Los vestidos son tipo kimono de colores vivos y con adornos (sombreros, pañuelos y cintas en el pelo) y los bailes sonmuy rítmicos, recuerdan a danzas tribales, con acompañamiento de tambores y platillos. Cada comparsa luce una vestimenta tradicional y realiza un baile diferente. Muchos llevan los típicos zapatos japoneses de madera con una tira entre los dedos y unos calcetines blancos, no parecen muy incómodos para las dos horas que dura la rúa. En el desfile participan niños, ancianos, mujeres, hombres, todos con una gran ilusión y gritando cánticos apasionadamente mientras danzan. Para sofocar el calor de los asistentes van repartiendo pay pays con el logo del grupo entre el público.

festival "Otsuka Awa-dori", un festival tradicional de danza

La gente ve el desfile sentados en unas esterillas que coloca la organización y se traen de casa como cojines para estar más cómodos, taburetes, mesas bajas y el picnic. Una familia que tenemos al lado comiendo, prepara un plato con un poco de todo y nos lo ofrece, luego nos da también postre: un delicioso flan casero de arroz con un toque de limón. Encontramos una tienda barata de comida para llevar en una esquina cerca de la estación de JR de Otsuka, una gran bandeja de 10 piezas de sushi con salmón, pulpo, gambas, boquerón y otros pescados por sólo 7 euros.

una gran bandeja de 10 piezas de sushi

Read Full Post »

Nos trasladamos a casa de Llàtzer, un joven arquitecto catalan que trata de

habitación minúscula, de unos 6m2

abrirse camino en la capital japonesa. Tal y como nos había indicado llegamos a su casa, las puertas de las casas están generalmente abiertas, síntoma de la seguridad del país y de la tranqulidad de la gente. Vive en una habitación minúscula, de unos 6m2, cabe una cama individual y poco más, ya nos había avisado de las pequeñas dimensiones pero con un simple rincón en el suelo nos apañamos. La cocina, el lavabo y la ducha están en una zona común para todas las habitaciones del pequeño edificio.

Damos una vuelta al barrio, es básicamente residencial y sin apenas coches, descubrimos un super de la cadena “Lawson 100” donde todos los productos que venden cuestan 105 yens (aprox. 1 euro) lo cual es un buen precio tratándose de Japón. Aquí los super generalmente son pequeños y abren 24h, son los llamados Convinience store (tienda de conveniencia) ya que tienen un poco de todo y a cualquier hora puedes encontrarlos abiertos.

A las 7 de la tarde aparece Llàtzer, nos sorprende que vuelva tan temprano ya que nos dijo que solía volver del trabajo sobre las 11. Nos dice que viene de la comisaría de estar allí todo el día y nos explica la historia: para llegar a su trabajo coge diariamente el metro hasta una parada desde la cual tiene 20 minutos más andando hasta la oficina, desde hace meses veía una bici que parecía abandonada al salir de la estación y desde hace una semana la cogía al llegar a la estación para desplazarse a la oficina y de regreso la volvía a dejar en el mismo lugar. Hoy, mientras la usaba le paró la policia y le pidió los papeles de la bicicleta, él no tuvo otro remedio que explicar la situación y tuvo que ir a la comisaría para rellenar infinidad de formularios y redactar a mano lo sucedido, incluso le consiguieron una intérprete de español, no se queja del trato recibido pero no había podido avisar a su trabajo, se había pasado 6 horas realizando trámites y además le habían dicho que contactarían con el propietario (todas las bicis están registradas) para ver si quería emprender medidas legales contra él.

Nos contó que había tardado 3 meses en conseguir una oportunidad de trabajo en Japon y que llevaba un mes de prueba trabajando 11 horas al día (la jornada normal en Japon) y sin cobrar un duro, eso son ganas, podían pasar hasta 3 meses antes que le contrataran pero él esperaba que en breve le dijeran algo. Por lo visto le interesaba mucho conseguir el trabajo porque además de que el panorama para los arquitectos está bastante mal en España, los proyectos que hace aquí son fascinantes, le encanta su profesión. Y tal como llegó se volvió a marchar para ir en persona a su oficina para dar explicaciones y trabajar lo que pudiera, llegó tarde, no le oímos llegar porque dormíamos ya.

Read Full Post »

Older Posts »